¿Qué plazos se distinguen en una inversión?

Existen una serie de plazos que podemos distinguir en una inversión:

  • Corto plazo: menos de un año.
  • Medio plazo: entre un año y tres años.
  • Largo plazo: más de tres años.